Cartílago de tiburón efectos secundarios

El cartílago de tiburón es un alimento natural con minerales y proteínas de colágeno. Puedes encontrarlo en forma de suplementos a un precio económico en la mayoría de herbolarios online y tiendas. Es un producto de mucha calidad que tiene propiedades antiinflamatorias y aportan lo necesario para que el cuerpo humano regenere los cartílagos que forman las articulaciones.

Para que la regeneración pueda completarse hay que comer las mismas sustancias que el organismo utiliza para reparar los tejidos, y este aporta muchas de ellas. Sin embargo, que tenga propiedades antioxidantes y curativas no significa que esté libre de efectos adversos, así que vamos a describir cuáles son y su importancia.

Efectos secundarios del cartílago de tiburón

Estipulado como alimento muy seguro no tiene efectos secundarios graves y se dan sólo en algunas personas. Además las contraindicaciones son también escasas. No obstante, algunas personas deben tener en cuenta su estado de salud antes de añadir a su dieta un producto nuevo o un suplemento a base de polvo o pastillas de cartílago de tiburón.

Los efectos secundarios del cartílago de tiburón son:

  • Estreñimiento.
  • Mareo
  • Bajada de la presión arterial.
  • Subida de glucosa en sangre.
  • Aumentar el nivel de calcio del organismo.
  • Mal sabor de boca, vómitos y molestias estomacales.
  • Producir fatiga.

Para evitar el estreñimiento es necesario beber mucha agua cuando ingieres productos derivados del tiburón tales como aleta, cartílagos y partes colaginosas.

En cuanto al mareo puede producirse como consecuencia de una baja de la presión arterial. Aunque este efecto adverso es raro puede darse si tienes predisposición a tener la tensión baja o tienes subidas y bajadas.

efectos secundarios del cartílago de tiburónAsimismo, si eres diabético o padeces algún tipo de enfermedad relacionada con el azúcar en sangre debes tener en cuenta todos los alimentos que añades para estabilizar los niveles de glucosa en sangre. El cartílago de tiburón podría provocar una subida.

El aumento de calcio es debido a que los huesos y cartílagos marinos tienen una gran cantidad de este mineral.

El mal sabor de boca es debido a que el tiburón tiene un sabor fuerte. En ocasiones hay alguien que afirma que tiene mal sabor o regusto después de ingerirlo. Pero esto es muy relativo y subjetivo. Al ser un alimento del mar siempre conserva los aromas y sabores salinos y marítimos y percibirlos puede producir una reacción en forma de vómitos.

Estudios relacionados sobre efectos adversos del cartílago de tiburón

La beta-metilamino-L-alanina (BMMAA) es un aminoácido no proteinogénico que puede encontrarse en algunas cianobacterias y animales marinos. No pertenece a los 20 aminoácidos esenciales que el organismo utiliza para la síntesis de proteínas. Está considerada como una neurotoxina que afecta al cerebro, nervios periféricos e incluso a la médula espinal.

Este aminoácido puede estar relacionado con un tipo de Parkinson (esclerosis lateral amiotrófica) aunque no está claro.

Las cianobacterias marinas como de agua dulce producen Beta-metilamino-L-alanina así como algunos zorros voladores, murciélagos y plantas como las palmeras. Asimismo en algunos pescados noruegos como el arenque, bacalao y salmón también han sido detectas partículas en los estudios de laboratorio. Estas pueden ser debidas al consumo que hacen estas especies de peces más pequeños que elevan la toxina en la cadena trófica.

La toxina se cree que tiene relación con el Alzheimer y algunas demencias ya que los pacientes de estas enfermedades presentan niveles superiores a los sujetos sanos. Hoy en día falta por demostrar si el consumo de este tipo de alimentos podría desencadenar en los casos descritos o provienen de otras fuentes.

Dicho esto, hay que mencionar que el cartílago de tiburón es un producto aprobado y testado por las administraciones de sanidad de Estados Unidos y Europa. Es considerado un producto natural seguro y puede ser consumido con tranquilidad. Eso sí, siempre es recomendable hablar con un especialista en alimentación o nutrición para que calcule la dosis adecuada a nuestras necesidades.

Respuestas

  1. juan alegria 1 año ago
  2. Laureano Arturo 12 meses ago
  3. Mercedes Soldevilla 1 mes ago
  4. tuls ojefa chero 4 semanas ago

Añadir comentario